La naturaleza se ha encargo de ubicar en el planeta especies animales fascinantes, durante millones de años pasando desde los primeros organismos unicelulares ya hace un billón de años luego los primeros artrópodos y peces hace unos 500 millones de años los dinosaurios reinaron durante 150 millones de años y así miles y miles de modificaciones hasta llegar al hombre y mucho más.


Es común imaginarnos un tigre, un león, una ballena, pero que pasa si esto se escapa a la regla ya que no son como pensamos, pues pueden parecer ciencia ficción, seres de otro planeta u otra dimensión pero la gran verdad es que están aquí entre nosotros, ciertamente no son muy conocidos pero están en todo el globo terráqueo.

Si nos pasamos por las llanuras y selvas encontraremos mamíferos cuya anatomía nos haría mirarlos 2 veces o hasta 3 antes de creer, también al dirigirnos a los desiertos veremos de igual manera seres bastante peculiares, pero en el agua todo cambia pues el dicho mientras todo sea sorprendente en la tierra mucho más será en el agua y la vida surgió de los mares y está mucho más avanzada allí, así que al dirigirnos a las profundidades nos podemos fascinar.